10 octubre 2014

✦ Tips/Consejos para estudiar.

¡Hola a todos!

Sí, lo sé, ayer tocaba entrada sobre una Demo, y hoy una Reseña de película, pero he empezado ya la academia para preparar las oposiciones, y estoy a ver si me organizo primero un poco para poder recuperar el ritmo normal

Es por ello que pensé que estaría bien hacer esta entrada en la que os cuento un poquito como me organizo yo a la hora de estudiar, ya que quizás a alguno de vosotros os pueda servir el poner en práctica algún que otro consejillo a la hora de estudiar. Eso sí, ya aviso que, lo que le funciona a uno no tiene por qué servirle a todo el mundo, pero creo que no está de más compartirlo para motivarse o coger ideas.



No tengo mucho más que comentar al respecto, y como la entrada ya de por sí va a ser bastante larga, comienzo ya. ¡Coged papel y boli y anotad lo que os interese! Os recomiendo, especialmente, el punto de los trucos para estudiar.




¿Cuál es tu objetivo?

Creo que eso es lo primero que tenemos que plantearnos. ¿Para qué estudiamos? ¿Qué queremos lograr con ello? Para los que aún estéis en el instituto, ya sabemos que simplemente es una educación obligatoria, pero para aquellos que estudian una carrera, aprenden un idioma, o preparan oposiciones, como es mi caso, es importante tener claro lo que vas a hacer.


Si has decidido ponerte a estudiar, lo que sea, que sea porque de verdad te gusta y puede serte de ayuda en el futuro. Meterse en una carrera "porque en la mía no me daba la nota", o "para al menos hacer algo", no tiene sentido.

Motivación

Viene muy relacionado con el punto anterior, y es que, cuanto más te guste lo que estudias, más motivado estarás a la hora de conseguirlo. Ya te has planteado tu objetivo, ahora toca lograrlo. Ya sabemos que el camino será duro, pero hay que ser positivo y pensar que todo ese esfuerzo nos dará después una recompensa que estará por encima de todo eso.


¡Organízate!

Este es uno de los puntos más importantes: la organización. Estudiar es una actividad que requiere esfuerzo y constancia. Hay personas a las que les cuesta más, y otras menos, pero no por ello considero que sea algo que podamos dejar "para dos días antes", como se suele decir.

Algunos, además de estudiar, tienen un trabajo, una familia que atender, u otros asuntos cualesquiera de cierta importancia que les resta tiempo. Hay que tener claro cuál es el tiempo del que disponemos, y de ahí, intentar organizarnos lo mejor posible.

Yo soy muy partidaria de las agendas, creo que son las mejores aliadas a la hora de tener todo en orden, saber qué me toca un día determinado, apuntar qué cosas tengo que hacer, etc. Cada uno escogerá la que mejor le venga; las hay semana vista, en la que puedes ver una semana entera en dos hojas, o aquellas que parten una hoja en dos días, o incluso aquellas grandotas en las que sólo veremos un día por página.



Hay personas que se apañan mejor teniendo a la vista toda una semana y viendo qué cosas le esperan esos días siguientes para poder organizar mejor su tiempo, y otras personas que prefieren un día por hoja para poder anotar de todo. Eso ya dependerá de cada uno, y se ha de descoger lo que mejor nos convenga.

Otra cosa que me gusta hacerme para tener una visión mucho más amplia, son calendarios. Puedes imprimir la base cogiendo una imagen de internet, o puedes dibujarlo tú en un momento (no te llevará más de 3 minutos). Yo lo que hago es anotar en cada cuadrado del día correspondiente, ciertas cosas que me ayudan como:

  • Fechas importantes en las que tengo que presentar un trabajo.
  • Asuntos importantes que me van a quitar tiempo (acudir al dentista, hacer X recado,...).
  • Inlcuso me gusta a puntar cada día, aquellos temas que voy a estudiar (por ejemplo, para los días 3, 4, 5 y 6, estudiar el Tema 3).

Ejemplo del calendario que me estoy haciendo para Octubre

Pego en frente de mi escritorio este calendario, y tengo una visión global de todo lo que me espera para ese mes. Si además he apuntado qué cosas he tener estudiadas para X día, y me ayudo de una agenda para que no se me olviden otras cosillas que también son importantes, me evito perder tiempo pensando qué hacer hoy, qué no hacer, "no sé si me va a dar tiempo", etc.

Por supuesto, la gracia de esto es intentar seguirlo lo mejor posible, esforzarse e intentar llevarlo al día, sino, no tendría ningún sentido.

Tiempo: mejor que sobre que no falte

En relación al tema del calendario, que creo que es una buena opción para "auto-obligarse" un poquito a llevar las cosas al día, está el tema del tiempo. Un tema bastante importante.

Como ya dije, lo primero es tener en cuenta el tiempo del que dispones para estudiar, habiendo quitado ya esos días de trabajo o los auntos que cada uno tenga. Si te has hecho un calendario, podrás ver mejor de cuántos días dispones, pues no es lo mismo organizarse teniendo una semana entera libre, que teniendo sólo tres o cuatro días.


Ejemplo del calendario que me estoy haciendo para Octubre

Yo lo que hago, es apuntar en cada día del calendario, como ya dije, los temas que pretendo estudiar esos días. Para mí, lo importante, es asignar días de más a algo que quizás tarde menos en hacer. Me explico. Prefiero asignar cinco o seis días para estudiar un tema (que a lo mejor en cuatro días me lo estudio) y que después me sobre uno de esos días, a asignarme sólo cuatro y luego me falte tiempo, el calendario ya no me cuadre, y empiece a agobiarme porque voy atrasada.

Si yo termino de hacer una cosa antes de lo previsto, ¡estupendo! Me ha sobrado tiempo que puedo utilizar para adelantar otras cosas. ¿Sabéis lo reconfortante que es, ver que llevas días de adelanto en algo que pensabas que ibas a tardar más tiempo en lograr? Eso motiva mucho, y te da cierto margen por si algún día surge cualquier imprevisto.

Antes de comenzar con el estudio...

Y aunque pueda parecer una tontería, a mí me parece un punto también importante. Una vez te has organizado y estás listo para comenzar a estudiar, asegúrate primero de varias cosas.

  • Duerme las horas necesarias para estar con energía a la hora de estudiar. Sirve de muy poco estar con los ojos cerrándose delante de los apuntes, no es productivo, sólo una pérdida de tiempo. ¡Descansa!
  • Importantísimo: no estudies en la cama. Acabarás durmiéndote, porque el cuerpo se relaja mucho y más si es con una actividad que no requiere apenas movimiento. No te tumbes, ni te sientes (porque acabarás recostándote, y de ahí tumbándote xD), estudia en otro sitio.
  • Come algo antes de ponerte a estudiar. No se trata de tener el estómago tan lleno que al final te dé sueño, si no de que no te entre hambre mientras estudias, ni tengas que levantarte todo el rato a mirar el frigorífico. ¡Porque todos lo hemos hecho, sí!
  • Déjate una botellita de agua cerca para lo mismo, así evitas levantarte y perder la concentración. También puedes dejarte cerca algo para picar si vas a estar varias horas estudiando. ¡Pero guárdalo y no lo dejes a la vista, que distrae!

¿Mañana, tarde o noche?

Antes de nada, busca tu mejor momento para estudiar. Si, por ejemplo, trabajas o haces otras cosas que te restan tiempo y no tienes libres las mañanas, no te quedará otra que estudiar por la tarde y viceversa, pero si dispones de tiempo suficiente, busca tu mejor momento, aquel en el que te sientas con más energía, más tranquilo y con las menores distracciones posibles.



Yo, por ejemplo, me concentro mejor y tengo más energía por las mañanas; prefiero levantarme más temprano y aprovechar la luz del día. Habrá personas que estudien mejor por la noche porque hay más silencio y tranquilidad, y ya nadie les molesta. Esto es cuestión de gustos o de lo que uno esté acostumbrado. 

¡Fuera distracciones!

Tener un lugar adecuado para estudiar es muy importante. Puedes estudiar en tu habitación o en alguna otra de tu casa siempre y cuando dejes fuera cualquier distracción posible. Fuera móviles, fuera ordenadores, y fuera cualquier otra cosa que pueda distraerte. Ahora estás estudiando, ya tendrás tiempo de mirarlo después. Si es necesario, puedes pedirle a alguien de la casa que te lo guarde mientras tanto para evitar tentaciones.



Si esto no funciona, o hay mucho ruido, o lo que sea, siempre tendremos a nuestra disposición alguna biblioteca cerca. Que no te dé reparo, de hecho, a veces lo encuentro más motivador, ya que mucha gente y, especialmente, en épocas de exámenes, las utilizan para estudiar también. Ver a otras personas en la misma situación puede ser motivador, además hay mucho silencio y no tienes ninguna distracción.

Materiales motivadores para estudiar

Y hablo de manera personal, pero quizás a alguien más le funcione. A mí ver un tocho de hojas impresas, así sin más, se me hace lo más pesado del mundo. Empezar a leer, y leer, y leer, y que parezca que sólo pasas páginas es aburridísimo. 

A mí me gusta mucho el color, me motiva, me hace prestar atención a cosas importantes, y muchas veces me ayuda a memorizar mejor o a recordar ciertas cosas. No soy muy partidaria de los fluorescentes, no en exceso, me refiero. Ver toda una hoja pintada de amarillo, o de rosa, o de lo que sea, se me hace muy cansado para los ojos. Prefiero reservarlos para subrayar títulos, remarcar algún cuadro importante, fechas que he de recordar, o autores que he de mencionar en el examen. Y siempre, cada cosa, del mismo color: todas las fechas de un color, los autores de otro, etc. Porque así, de un simple golpe de vista, vemos esos pequeños datos y los memorizamos mejor.



Si necesitas remarcar el texto más importante, yo opto mejor por subrayar, por debajo del texto, con algún rotulador de punta fina, de algún color algo más neutro o que se vea bien. También me gusta mucho utilizar post-it, porque creo que pueden ser de mucha ayuda para recordar cierta información, o incluso me gusta usar algunas pegatinas (en forma de círculo, o estrella, por ejemplo) para pegarlas en aquellas cosillas que me son más complicadas de aprender, para saber que tengo que profundizar más en ellas.

Me gusta tener un pequeño estuche o neceser en el que meto todas estas cosillas, y así lo tengo preparado para cuando voy a ponerme a estudiar. Suelo llevar algún rotulador de color, post-it, pegatinas, grapadora (que nunca está de más), e incluso un paquetito de esas fichas pequeñas de rayas que mucha gente usa como apoyo cuando estudia o expone un trabajo. Mejor estar preparada por si estudias fuera, o para no tener que estar rebuscando después cosas que te hagan perder tiempo.

Descansa de vez en cuando

La mente, cuando llevas horas haciendo la misma actividad (y más siendo algo como estudiar, que está continuacmente trabajando), se cansa, y llega un momento que por mucho que fuerces, ya no funciona. De vez en cuando, permítete unos minutos de descanso.

No se trata de estudiar una hora y desncansar otra media, eso no sirve de nada, pues pierdes totalmente el hilo y además mucho tiempo que podría ser productivo. Puedes estudiar un par de horas, y darte un descanso de unos 10 o 15 minutos. Pasados estos, vuelta a la carga. Puedes aprovechar esos minutos para tumbarte un rato, para andar y estirar las piernas, para bajar un momentito al perro, si es que tienes, y que te de un poco el aire, etc. 

Pero nunca hay que pasarse con los descansos, pues se trata de que, cuando vuelvas a ponerte, puedas seguir bien el ritmo, sin haberte perdido u olvidado lo último que miraste. Además, cuanto más tiempo de descanso te dejes, más te costará después volver a ponerte con ello.



Maneras de estudiar

Formas de estudiar hay muchas, y cada persona tendrá sus métodos y sus truquitos, pero aquí os pongo los que yo utilizo y me van mejor.

En primer lugar, puedes estudiar en voz baja mientras lees, o puedes estudiar en voz alta. Yo aprendo mucho mejor cuando estudio en voz alta, porque simula el estar explicándole a alguien lo que tú estás aprendiendo. Pensar que hay alguien ahí que ha de entender lo que tú estás diciendo, ayuda muchas veces a quedarte mejor con las cosas. Puedes incluso pedir a alguien de tu familia que te ayude en esta tarea, que te escuche mientras tú relatas los apuntes. Es una buena manera también de aprender a expresarse, y creo que es mucho más aficaz a la hora de valorar si de verdad me he aprendido o no las cosas.

Ejemplo de un pequeño esquema mío

Lo siguiente que me parece importante son los resúmenes y los esquemas. Yo, lo que suelo hacer, es leerme el tema que he de estudiar para saber de qué trata y familiarizarme un poco con él, y a raíz de ahí, comenzar a resumiarlo o esquematizarlo. Normalmente me gustan más los esquemas, hay pocas palabras pero es todo más visual, y hay que recordar que se trata de un apoyo para no olvidarnos de ciertas cosas. 

Truquillos útiles para estudiar

Algunos de los truquillos que suelo utilizar y que me vienen genial para recordar cosas, son los siguientes:

  • Asociar fechas a eventos importantes o cosas significativas para tí. Aprender un número sin más a veces puede resultar difícil, pero si asocias esos números a algo, puede ser más sencillo.
  • Relacionar palabras con otras parecidas, o que tengan que ver con lo que estudias. A veces existe cierta terminología que hemos de aprender tal cual; si te cuesta, intenta buscar una palabra que se parezca a la que tienes que aprender para que sea más sencillo recordarla.
  • Invéntate historias. A veces resulta muy útil aprender ciertas cosas si las convertimos en pequeñas historias, por muy simples o disparatadas que sean. Lo importante es aprenderlo, y a veces ésta es una buena manera.
  • Convierte en siglas las listas de palabras. Esto es muy típico; cuando se te presenta una lista de palabras a recordar, a veces viene bien coger la primera letra de cada una de ellas, y formar así una palabra nueva. De este modo, evitamos que se nos olvide alguna.
  • Dibuja tus apuntes. Sí, sí, esto va totalmente en serio, y es, sin duda, una de las cosas que más me pueden ayudar a mí a estudiar. Resumir las frases o textos en dibujos, o cambiar ciertas palabras por un pequeño dibujo me es extremadamente útil a la hora de recordar. Al principio puede costar imaginarse estas cosas, pero os animo a lo que probéis.
Ejemplo de unos apuntes míos, donde las obras están dibujadas para recordarlas mejor.
  • Convierte tus apuntes en movimiento. También va en serio, sí xD Muchas veces, estudiando con mis amigas, cuando hemos visto que una lista de lo que sea, o una definición larga y difícil se nos resistía, hemos optado por camabiar o añadir al texto diferentes movimientos. Algo así como si fuera una coreografía, pero sólo moviendo brazos y cara. Y de verdad, es algo también muy útil. Estando en la carrera muchas chicas han venido antes del examen a preguntarnos, y después mientras hacíamos el examen, más de uno se movía (discrétamente) mientras escribía. Puede parecer muy gracioso, pero funciona, jaja.
  • Realiza simulacros de examen. Puedes estudiar muy bien un tema, y proponerte un examen para el día siguiente, por ejemplo. Te pones un límite de tiempo, te coges unos folios, un boli, una alarma para marcar el final de la hora, y te pones a redactar el tema tal cual estuvieras en clase examinándote de verdad. Es una buena manera de comprobar qué me sé, qué me cuesta más, si me da tiempo o no, etc.
  • Inventa tus propios exámenes. Esto lo hacía yo mucho con mis compañeras, y era que cada una se asignaba un tema, e inventaba un examen sobre él con preguntas de redactar, tipo test, rellenar huecos, verdadero y falso, o lo que se que se te ocurriese, todo mezclado; y en otra hoja, las respuestas. Quedábamos un día con la condición de llevar X tema estudiado, y nos poníamos a hacer el examen. Después comprobábamos los resultados y veíamos cuánto sabíamos. Lo mismo puedes hacer tú solo. Prepárate un examen con varias preguntas, y pasados unos días y habiendo estudiado el tema, prueba a hacerlo. El preparar tú mismo el examen ayuda a retener también mucha información, porque cuando redactas preguntas trampa, o de tipo test, muchas veces recuerdas después esos datos porque tú mismo los preparaste.
  • Jugar motiva mucho. Y digo jugar de manera literal. Esto es sólo si dispones de mucho tiempo y también es más divertido y aprendes más si puedes hacerlo con alguien, pero de todos modos explico. En más de una ocasión he preparado también con mis compis varios juegos en los que, con una cartulina simulábamos un tablero con distintas categorías, una pequeña ruleta, y muchas tarjetas de papel con preguntas. Cuando caías en una categoría, se tocaba responder a una pregunta relacionada con ello. A veces las preguntas se repetían y muchas veces aprendías simplemente por repetición, o por escuchar la respuesta por parte de otro, o por ver cómo el que se lo sabe se lo explica al que no supo responder. Es muy útil.
  • Y por último, premia tu esfuerzo. Yo lo que hacía con mis amigas era coger cualquier chorradilla, y al que sacara mejor nota en nuestros simulacros de examen, darle el premio. Pero también puedes darte algún otro caprichito; algún dulce, un rato más largo de descanso, o cualquier cosa que te apetezca y sirva como recompensa, aunque siempre intentando que sea acorde a tus resultados. 

Sigue existiendo la vida social

Estudiar requiere mucho esfuerzo, y preparar unas oposiciones es algo que te quita muchísimo tiempo. Aún así, creo que es importante no dejar de lado tu vida social, claro. No vas a estar saliendo todas las tardes, pero dedicar un viernes o un sábado a tus amigos o a tu familia y así desconectar, creo que es muy importante. 

Hay que dedicar tiempo, sí, pero tampoco encerrarse en casa hasta que termine el examen. Si te organizas bien el tiempo como comentábamos al principio, y eres constante, no perderás mucho tiempo y podrás dedicarlo a otras cosas.


  - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - 


¡Y eso es todo! O al menos, creo que no me dejo nada. Ya comenté que esto es un poco a nivel personal; yo he comentado lo que a mí me ayuda, pero cada uno puede tener sus métodos. Sin embargo, creo que a veces probar otras cosas puede venirnos muy bien.

Así que espero que os haya servido de ayuda, y cualquier cosilla que queráis comentarme, podéis hacerlo en los comentarios.

Besos Celestes.

14 Sueños:

  1. Creo que esto me vendrá muy bien para el futuro, aunque yo la verdad es que no me motivo cuando estudio, no sé... Actualmente estaba estudiando para sacarme el graduado (sí, hay gente que no es una choni/ un cani / gamberros y no se ha podido sacar el graduado en su momento... como mi caso), pero no estaba nada, pero NADA motivada, también por el ambiente actual de mi ciudad/casa, de otras preocupaciones y de estrés variados...

    Lo cogí para sacármelo ya de una vez, pero no estaba ni motivada, ni inspirada ni nada, e ir a una escuela de adultos lo siento pero tenía unos horarios que no estaba nada de acuerdo con ellos, ya en otra ocasión quizás.

    Pero sí, creo que me apuntaré todos tus consejos y a ver si alguno me viene bien a mi xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, estudiar cuesta, y tener motivación más aún, a poca gente le gusta xD Pero hay que pensar que ese esfuerzo merece la pena, intentar ser positivo.

      Supongo que nunca es tarde para ponerse a estudiar, así que ánimo, y ya para entonces me dirás si te vino bien algo de esto :P

      Eliminar
  2. Yo acabo de empezar el curso y ya voy cuesta abajo y sin frenos...
    Pero no me voy a desanimar, que el curso me está gustando y pienso aprobecharlo lo máximo posible, gracias por los consejos, ahora a llevarlo a la práctica, un besooo
    Lena

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es sólo el comienzo, piensa que aún no hay nada decidido y que, si te pones, conseguirás sacarlo :) Espero que te sea algo de ayuda y finalmente todo te salga bien ^^

      Besos.

      Eliminar
  3. Me encanta! Yo tengo muy en cuenta prácticamente todos los puntos que has mostrado (aunque me falta motivación xDDDD jajaja). Pero adoro organizarme los apuntes, con colores, con esquemas, con chorraditas que yo utilizo como "truco" para quedarme con las cosillas... =) E imágenes. Necesito imágenes (bueno, supongo que porque mi carrera es prácticamente todo muy "visible").

    Así que volveré a las andadas ahora cuando empiece el máster. A ver qué tal.

    Gracias por compartirlo, seguro que le es útil a mucha gente.

    Un besote.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Genial, me alegro que te haya gustado y por supuesto, ver que hay más gente que utiliza estas cosillas, la verdad es que vienen muy bien y hay gente que aún no lo ha "descubierto", por decirlo de algún modo :)

      Mucho ánimo y suerte con el máster ^^
      Besos.

      Eliminar
  4. Ohayo!! :D

    wooow esta mega completo este consejo!!

    muxas grax

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De nada, me alegro que pueda servir de ayuda :)
      Besos.

      Eliminar
  5. Una entrada súper útil ^^

    Un abrazo :P

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Leyna, espero que al menos pueda ser de ayuda a alguien :)
      Besos.

      Eliminar
  6. No necesito tips ni nada para estudiar, pero me he leído la entrada igualmente por curiosidad y me ha parecido brillante. Lo explicas todo súper bien y da consejos súper útiles para los que necesiten ideas. ¡Bravo! :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Jero :D

      ¡Muchas gracias por leerla de todos modos! Eso espero, que sea de ayuda para alguien, que haya cosillas que puedan ser de utilidad :)

      ¡A ver para cuando nueva entrada en tu bog!
      Besos.

      Eliminar
    2. A ver si antes de que acabe el año retomo el ritmo. Estoy teniendo un año repleto de imprevistos y temas que se me llevan tiempo mil xD. Pero bueno, no me olvido de mi rinconcito rosa =3

      ¡Besito!

      Eliminar
  7. Hola!!
    Me ha gustado el artículo. Yo he comenzado el año presentándome a unas oposiciones de auxiliar administrativo para el SAS, y a pesar de que aún no han salido los resultados ya estoy preparándo las siguientes.
    Ánimo!! Besitos.

    ResponderEliminar

Si tienes algo que decir, yo tengo algo que escuchar. ¡Siempre es agradable leer tus comentarios! Con respeto y buenas maneras, todos nos entendemos.

¡Adelante, dime qué piensas!

Tiny Star